Zapatos de novia, el calzado ideal para terminar la boda

a mayoría de las mujeres sentimos una fascinante pasión por los zapatos. Tanto que muchas veces nos resulta complicado no detenernos delante de una zapatería cuando vamos caminando por la calle. Sin embargo, aunque a todas nos gusta estrenar zapatos nuevos, el día que lo hacemos nos damos cuenta de que tenemos que amoldarlos hasta que se adapten a la forma de nuestro pie.

Es algo que muchas veces no se tiene en cuenta a la hora de comprar zapatos de novia. Elegimos unos zapatos de ensueño para ese día tan importante y los guardamos con mucho cuidado en el armario para que no se estropeen. Es probable que hayas acudido a alguna boda en la que a mitad de la fiesta la novia ha empezado a quejarse de lo mucho que le duelen los pies, se ha cambiado de zapatos o incluso se ha quedado descalza.

¿Te gustaría que unos zapatos molestos arruinen el día más importante de tu vida? Seguramente no. Muchas novias prestan atención al vestido, al tocado, a los accesorios, al maquillaje y al peinado, y muchas veces se olvidan de los zapatos que son, a fin de cuentas, los que deberán soportar a la novia de pie durante muchas horas.

Por esta razón, siempre es recomendable llevar dos pares de zapatos a la boda. Unos con tacón alto y un diseño precioso y otros más cómodos que podrías usar de forma habitual. Los primeros puedes usarlos para la ceremonia, la recepción y durante un rato de la fiesta, pero cuando la música empiece a vibrar, ponte el segundo par para estar más cómoda. Esto no significa que el segundo par de zapatos de novia tenga que ser plano. De hecho, hay muchas novias utilizan el truco de tener dos pares de diferente altura, pero ambos de tacón. De esta manera, evitarás pasar horas pensando cuanto te duelen los pies sin poder disfrutar plenamente de este día.

Si has cuidado cada detalle y te has esforzado mucho para que todo salga perfecto, no dejes que un problema de fácil solución como este dé al traste con todo.

En la actualidad es muy fácil encontrar zapatos de novia de todo tipo. Las últimas tendencias permiten elegir calzado más cómodo, como las cuñas o las sandalias de tacón bajo. Unos zapatos que además de ser cómodos pueden ser muy prácticos también para usarlos en otras ocasiones más adelante. Los hay de punta afilada, redonda, con hebillas, con forro de raso, con encajes bordados, con pedrería, etc.

Eso sí, es importante tener en cuenta el lugar de la celebración, ya que no es lo mismo que el evento tenga lugar en un suelo de mármol que en un jardín o en la playa. Pero también es importante tener en cuenta la época del año. La idea es que puedas llevar el calzado más elegante posible y que al mismo tiempo vayas cómoda para poder disfrutar este día plenamente. No sacrifiques la comodidad solamente por cuestiones estéticas. Seguro que con un poco de tiempo consigues encontrar unos zapatos que combinen perfectamente la belleza, la personalidad y la comodidad. Verás como al finalizar la boda tus pies te lo agradecerán.

Algunos ejemplos de segundos pares de zapatos de novia

Zapatos flat o bajos

Muchas novias optan por los típicos zapatos de muñeca o de bailarina, que son muy suaves y cómodos. No obstante, también puedes encontrar zapatos bajos abiertos tipo sandalia. Cualquiera de los dos resultan ideales para vestidos no muy largos. De lo contrario terminarás arrastrando el vestido y podrías caerte.

Zapatos de novia ideales

Zapatos de plataforma

Este estilo de zapatos pueden ser usados durante toda la boda, ya que al tener cierta altura en la parte delantera estilizan la figura y, al mismo tiempo, son más cómodos que los de tacón tradicional. No importa lo altos que sean. Si la plataforma no tiene una curva muy pronunciada, te sentirás muy cómoda.

Zapatos de novia con plataforma

Zapatos de cuña

Las cuñas también pueden ser usadas para toda la boda, pero si quieres llevar tacones, son una opción muy interesante para aquellas novias que no quieran perder un ápice de elegancia y que además lleven un vestido largo. De esta forma, podrán mantener la misma altura y ganar comodidad.

Zapatos de novia de cuña